RSS

John May Lives!

17 Abr

Por un momento, se me cruzó por la cabeza  la idea de escribir sobre el existencialismo: movimiento filosófico-cultural que se impuso durante el Siglo XX de la mano de Sartre, Jaspers y Heidegger (entre otros), como herencia de las ideas de grandes pensadores como: Schopenhauer, Kierkegaard o Nietzsche. Esta corriente hizo hincapié en la capacidad creativa individual propia del Ser humano, así como en su libertad de elección. Pero, en cuanto abrí el blog me dije a mí mismo: -“Bah, ¿quién quiere saber sobre eso?“. Asique abandoné tan tediosa tarea y me entregué a las musas de las “liriqué tejnes“. Además, si bien este movimiento plantó semillas en la literatura, su campo de acción es la filosofía y no me siento muy familiar hablando de ella.

Creo que jamás lo dije pero, soy un fiel seguidor de diversas series que rondan en “la interné” -si, leyó bien señora: interné-, una de ellas es Lost; la serie del momento para algunos (claro, si consideran “momento” a un período de seis años consecutivos). La cuestión es que, hace dos días, luego de ver el capítulo número 12 de la última temporada, me puse a pensar en qué habrá después de Lost. ¿Qué serie va a suplir la falta de emoción que, cada martes a la noche desde hace seis años, nos proporciona una obra de ficción?.

Creo que el 90% de los seguidores, incluyéndome, tenemos la misma duda y rogamos por que J.J se ponga las pilas y cree algo tan grande como Lost. Sí, soy consciente de que él está detrás del guión de series como Flash Forward y Fringe, pero de ninguna de las dos he visto ni un solo capítulo, como así tampoco he leído comentarios de grado sumo como los que obtiene cada emisión de Lost -por malo que sea el episodio-. Esta marcó, y marcará, un antes y un después en la historia universal, es una de esas cosas que quedan en la memoria popular por años, décadas, eones, hasta que algo aún más grande tome su lugar. Es única y como tal permanecerá.

Ahora bien: “un grupo  de gente que queda atrapada en una isla porque se cae el avión en el que viajaban” no parece una gran historia. Pero eso sólo fue el pase lateral izquierdo-centro-cabeza-gol para desarrollar todo lo que llegó posteriormente. Son más de 110 episodios, y todos, por insignificamentes que parezcan algunos, tienen una vuelta de tuerca mínima, un juego de palabras, o un flashback-sideway-forward de esos que Deleuze menciona en La imagen-tiempo; elementos que, bien utilizados, crean un túnel de gusano que nos atrapa y nos toma prisioneros pidiendo ver más.

Gente que habla con muertos, coreanos asesinos a sueldo que no entienden un pomo de inglés, viajes en el tiempo, estatuas gigantes. Fichas de damas blancas y negras. Un humo negro y unas barreras de pulso magnético; una isla y un barco de esclavos del siglo XVII lleno de dinamita en medio de ella.  Una francesa llamada Rousseau, como Jaques. Hume, Locke y no-Locke (diría ILCORVINO), filósofos visionarios encarnados en un francés “presiona-botones” y un norteamericano pelado adicto a los cuchillos. Tom Sawyer, el joven personaje de Mark Twain, formando parte del alter ego de un estafador. Los Otros y “nosotros“. La Iniciativa Dharma y el Oceanic 815 hecho trizas. El bien y el mal. Charles Widmore y su carguero/helicótero/submarino. Un físico, una antropóloga y un parapsicólogo anglo-chino. Jacob y anti-Jacob -que es el mimso que No-Locke-. Una bomba de hidrógeno. Un templo que nadie notó, pero que ocupa el 98% de la isla. Muchos libros recurrentes: Sábato, Kierkegaard, Dostoievsky. Literatura, filosofía, historia, ficción, locura y una rueda que si la girás mucho te teletransporta al medio de Turquía. Ah, casi me olvido, la vieja del péndulo en la iglesia que te puede decir dónde diablos está la isla. Y, cómo no mencionarlo, un médico adicto al alcohol con apellido Shephard -sí, si alguien lo pensó, adivinó, proviene de la palabra “shepherd” = pastor-; el personaje más odidado después del negro con el hijo. No, me retracto, odio más a Jack “Shepherd”.

Todo eso en una isla perdida en el medio del Pacífico. Creo que R’lyeh queda por ahí cerca; menos mal que no hicieron mucho ruido porque sino Cthulhu podría haberse despertado y se iba la serie al caño en la segunda temporada. J. J. Abrams supo mantener el suspenso, supo introducir los personajes justos en el momento indicado y, como viene la mano, nos va a dejar con más intrigas que certezas. Después de todo, la serie se basó en lo desconocido.

“Así está la cosa”

Diría Borges mientras moja la medialuna en el café con leche para, acto seguido, llevarsela a la boca. Parece que ya escribí demasiado, cualquiera diría que me fui por las ramas pero, muy en el fondo, todo tiene relación. Miren:

El hombre existe en la medida en que es origen de sí mismo y se hace a sí mismo por medio de sus eleciones libres –dirá Jean Paul Sartre.

Del mismo modo, si miramos la macroestructura en la que esto está contenido -o sea, el existencialismo-, descubriremos que una de las premisas significativas es que el hombre es un ser “arrojado al mundo”. Así como un grupo de humanos son arrojados a una isla en medio del Pacífico, ya sea por el destino, por azar o por mala suerte. Las bases que sostienen a Lost están atadas a un concepto existencialista: en la isla el Ser tiene libertad de elección en todo momento, forja su propio camino y crea, construye y transforma.

¡Wow! (onomatopeya batmánica)

No sé de qué lugar de mi mente salió todo eso, yo solamente quería escribir algo sobre Lost, dado que está por llegar a su fin y –God save the Queen-, como mucho, contraponerla a la única serie que va a ocupar su lugar en mi vida cuando ésta termine: V invasión extraterrestre. Sin embargo, terminé hablando de existencialismo, de filosofía y de “no-Lockes“. Ahora el título de este aporte a la comunidad virtual arquiere otro sentido totalmente distinto del primero que me planteé: dado que “John May Lives!” es la frase que representa al grupo revolucionario de V llamado “La Quinta Columna” y, teniendo en cuenta que John May está muerto, pero permanece en la memoria colectiva de todos los “V’s”, debo reinventarle un significado. Bueno, puedo colocar en el mismo plano semántico a este personaje y a Lost.

En cuanto termine el episodio 18, dentro de seis semanas, Lost será como John May.-

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en abril 17, 2010 en Un poco de TV

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: